Sesiones Rojas Fest: Persistencia en el tiempo

Sesiones Rojas Fest: Persistencia en el tiempo

Hoy en día, el Centro Cultural Rojas Magallanes es uno de los puntos culturales más activos en la ciudad de Santiago. Si bien los inicios de su historia se remontan al año 2008, el auge de las bandas post-rock, emo, shoegaze y noise nacionales en el 2015/2016 sirvió para darle mayor exposición y reconocimiento al lugar. Siete años después, la productora de dicho espacio se trasladó al Anfiteatro Cultural de La Florida para dar forma a Sesiones Rojas Fest; una jornada musical extendida que reunió a bandas nacionales que han sido protagonistas de memorables fechas en La Florida, tales como El Cómodo Silencio De Los Que Hablan Poco, Niños del Cerro, tortuganónima, La Ciencia Simple, Los Animales También Se Suicidan, Paracaidistas y, sumándose desde Argentina, el trío de pop-rock Pérez.

Pasado las 12:00, los integrantes de Los Animales También Se Suicidan se subieron al escenario para dar inicio a la música. A pesar de la hora, ya había un buen grupo de personas disfrutando la presentación del quinteto, quienes con mucho ánimo acompañaron un set que estuvo orientado en su mayoría a la promoción de su último EP “Al Norte”. Canciones como “Solo Solo” o “Control” demuestran una dirección enfocada al pop-rock donde la predominancia del bajo y sintetizadores potencian y energizan la puesta en escena del grupo.

La venta de cerveza artesanal, la comida y la dinámica de concursos donde los animadores de la jornada hacían preguntas al público para ganar merch de las bandas (que se repetiría en cada intermedio de la fecha) ayudaba a que los asistentes se prepararan para ver a sus proyectos favoritos y pudieran pasar el tiempo de buena forma. También, se ofrecieron workshops de Producción Musical y Calibración/Mantención de Guitarras, lo que demuestra la buena producción y organización gestada por la productora.

El Cómodo Silencio De Los Que Hablan Poco presentó un set que repasó parte de lo publicado en sus discos oficiales, pero también quisieron interpretar canciones nuevas que se espera estén en un próximo lanzamiento. Estas canciones mantienen aún la influencia emo que los ha caracterizado, pero al mismo tiempo se puede percibir un sonido más crudo que podría estar más orientado al garage, y que recuerda a bandas como Pity Sex, Sonic Youth o Title Fight.

Luego sería el turno de La Ciencia Simple, quiénes precisamente integraron en sus filas a la bajista de E.C.S.D.L.Q.H.P, Yaney, hace algunos meses. La banda de post-rock y música experimental presentó un set muy bien ejecutado, donde aprovecharon de mostrar adelantos de lo que será su próximo álbum “Ritmos en cruz”, que se caracterizará por integrar rítmicas diferentes dentro de una misma composición, lo que genera una estructura compositiva más rica en variaciones y que no pasa desapercibida para quien escucha.

Paracaidistas subiría al escenario cerca de las 16:00. La banda que pudo girar por México hace pocos meses llegó a La Florida un día después del estreno de “Agosto”, un nuevo single que formará parte de su próximo álbum de estudio que llevará por título “El Encanto del Fuego”. Canciones como “Bruxar” o la reciente “Los chicos están tristes”, que concentran la esencia punk y pop del grupo, son buenos ejemplos de ser tracks infaltables en su set, ya que animaron de la mejor forma al público.

Cuando ya se acercaba el atardecer, fue el turno de la banda math-rock Tortuganónima para entrar en escena. Uno de los puntos altos de la jornada, ya que su ejecución fue impecable y variada, con un recorrido que abarcó tanto cortes de su último trabajo “Imago”, como también tracks de sus inicios. Fue uno de los sets más largos del día, pero los cambios de instrumentos, el uso de guitarras acústicas y el buen sonido de su presentación hizo que el tiempo pasara rápido.

La noche recibiría a la agrupación argentina Pérez, quienes con casi quince años de trayectoria viajaron a Chile para ser parte de la jornada. Un notorio fiato y la puesta en escena serena de los integrantes de la banda fueron capaces de lograr enganchar al público del lugar, con un pop-rock mesurado y que a ratos jugaba con la psicodelia. Los más fanáticos pudieron acompañar a los argentinos coreando sus canciones, pero quienes desconocían a la banda también pudieron llevarse una buena sorpresa.

El cierre de la fecha llegaría con la presentación de Niños del Cerro; quizás, la banda que más reconocimiento ha podido obtener de todo el grupo de proyectos emergentes mencionados al comienzo de esta nota. Dicho reconocimiento los ha llevado a presentarse de forma continua en distintas ciudades del país y también fuera de Chile, por lo que la calidad de sonido y ejecución de los chicos es un factor que no pasa por alto. El público que esperó toda la tarde para verlos pudo disfrutar de repasos por “Lance”, “Cuahtémoc” y “Suave Pendiente”, su próximo disco que será publicado en octubre. Precisamente, el muy buen feedback que recibieron canciones nuevas como “YoNoTengo”, “Miel” o “Sulamita” muestran la expectación que hay por escuchar este nuevo trabajo de forma íntegra. Al menos, ya sabemos que en vivo se defienden más que bien, y qué bueno es saber que podrán llevar su sonido a lugares como Perú, México y España en lo que resta de año.

Fue sin duda un día redondo que contó con todo lo necesario para entregar una experiencia grata a los asistentes y, por qué no decirlo, también a las bandas (en vista que casi no hubo problemas de sonido y horarios, según se pudo apreciar desde afuera). Eventos como este reafirman que el “hazlo tu mismo” (forma de trabajo que caracterizó a toda la “Escena Rojas Magallanes” años atrás) puede profesionalizarse sin ningún problema, y sin perder su esencia original. Ojalá instancias de este tipo puedan repetirse reiteradas veces y que, al mismo tiempo, nuevas bandas puedan integrarse a este circuito para que se expanda mucho más aún.

Por Javier Bravo 

Fotos: Diego Araya 

Nacion Rock

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.