Cancionero Rock: “Friday I’m In Love”-The Cure (1992)

Cancionero Rock: “Friday I’m In Love”-The Cure (1992)

Si bien es un absolutamente reconocible clásico de The Cure y de los noventa, sería demasiado injusto decir que la banda se debe a este éxito, pues es tan solo uno más de los amplios ejemplos de la facilidad de los ingleses y de su principal creador Robert Smith, de crear melodías adorables, en gran parte de tonos sombríos, aunque esta canción puede ser la excepción completa a la regla: pues es una de las pocas de su catálogo que mira el amor de frente, con una sonrisa, y con un aura tan positiva y tan simbólica como la de otorgarle un día a la semana, qué mejor que un viernes, donde física y mentalmente la gente se libera de la mayoría de los compromisos laborales y de todo tipo, gritando a los cuatro vientos que aquel día es especialmente para estar enamorado.

Sin embargo, no es una favorita de su creador, y de ella ha dicho cosas que le parecen bien y mal: en una entrevista con la revista SPIN, fue donde fue un poco menos efusivo sobre ella: “Friday I’m In Love” Es bueno tener ese contrapeso. La gente piensa que se supone que debemos ser líderes de algún tipo de “movimiento pesimista”. Podría sentarme y escribir canciones sombrías todo el día, pero no veo el sentido.”, decía.

“Las letras de pop genuinamente tontas son mucho más difíciles de escribir que mis habituales efusiones en el corazón”. Smith continuó con una sonrisa irónica en su rostro cuenta el medio: “Revisé cientos de hojas de papel tratando de encontrar palabras para este disco. Tienes que golpear algo que no se encoja, una simplicidad e ingenuidad que comunique. Hay una estupidez que se resquebraja. Siempre hemos hecho canciones pop. Es solo que a veces están demasiado deprimidas, algo desesperadas “.

Pero se culpaba absurdamente de autoplagio: Robert Smith aparentemente estaba convencido de que había escuchado la progresión de los acordes en otro lugar: “Friday, I’m In Love” no es una obra de genio, era casi una canción calculada. Es una progresión de acordes realmente buena, no podía creer que nadie más lo hubiera usado y le pregunté a tanta gente en ese momento (de todos modos estaba teniendo paranoia por las drogas) ‘Debo haber robado esto de alguna parte, no puedo se me ocurrió esto ”, agregó.

El cantante se embarcó en una misión para encontrar la fuente de la melodía: “Le pregunté a todos los que conocía, a todos. Telefoneaba a la gente, la cantaba y decía: “¿Has escuchado esto antes? ¿Cómo se llama? ‘. Decían:’ No, no, nunca lo había escuchado ‘. En el mismo álbum, había canciones que había trabajado como esclavo y pensé que en ese momento eran infinitamente mejores, pero’ Friday ‘es probablemente la canción del álbum Wish, esa es la canción”.

Un clásico próximo a cumplir los 30 años, y con un estupendo video por lo demás dirigido bajo la mente maestra de Tim Pope —el audiovisual de The Cure por excelencia— y que sigue siendo un himno muy vigente para decirle, tal vez cada cierto tiempo, uno o todos los viernes, a tu pareja o a cualquier cosa que se te ocurra, que estás profundamente enamorada, enamorado, enamorade.

Por Patricio Avendaño R.