Cancionero Rock: “Shiny Happy People”-R.E.M. (1991)

Cancionero Rock: “Shiny Happy People”-R.E.M. (1991)

Shiny Happy People fue el Segundo sencillo promocional de Out Of Time, uno de los discos más significativos en la carrera de R.E.M. A pesar de haberse convertido en el único hit de la banda en entrar a los top 10 tanto en Estados Unidos como en el Reino Unido, la canción no logró dejar felices a todos, ni siquiera a los mismos integrantes de la agrupación. Considerada por muchos, la antípoda de Losing My Religión, terminó defraudando a varios de sus fans (en especial a los más ortodoxos) por presentar una extraña jovialidad, hasta ese entonces no vista en la banda. Paradójicamente, la canción por lejos más reprochada del cuarteto de Georgia se convirtió en una de las más recordadas y emblemáticas de toda su carrera.

Detrás de las atmósferas notoriamente luminosas, la notable participación de Kate Pierson (The B-52’s) y la exacerbada felicidad que desborda Shiny Happy People, se esconde un enigma mucho más profundo; sus letras más bien se bañan de ironía para expresar que la vida no es precisamente el ideal de paz y tranquilidad.  El poeta oscuro Michael Stipe, se inspiró en la propaganda que usó el gobierno chino luego de la masacre en la Plaza de Tiananmén en 1989. Acontecimiento que terminó con la trágica muerte de cientos de manifestantes (gran parte de ellos estudiantes) que protestaban ante la corrupción y fuerte represión de sus autoridades. Dicha propaganda instalaba el mensaje: “Shiny Happy people holding hands”, un llamado hipócrita a mantener la calma y disfrazar la verdad.

Otras anécdotas envuelven esta canción; Shiny Happy People sería el tema musical central de F·R·I·E·N·D·S, la popular serie de la cadena NBC, pero terminó siendo remplazada (por problemas legales con Warner) por I’ll Be There For You de The Rembrandts. Sí apareció en el capítulo 10 de la primera temporada: The One With The Monkey. Otro hecho notable fue la versión que la banda hizo en 1999 para el show de televisión infantil Sesame Street, donde transformaron la canción en un nuevo Track llamado Furry Happy Monsters, con una versión de Kate Pierson como un Muppet que lucía como ella.

R.E.M no siempre se aferró directamente al lado más oscuro con el que muchas de las bandas grunge y alternativas expresaron sus inquietudes y dolencias en los 90’s. Shiny Happy People es un claro ejemplo; mientras muchos hablaban directamente de drogas, abusos y muerte, ellos se atrevieron a ironizar y a no repetir una y otra vez las temáticas de lo que venían haciendo en sus discos anteriores. Sin fórmulas, presentaron una de sus creaciones más pop. Descrita por ellos mismos como “absurdamente ridícula”, se ataron a esta idea y llegaron más allá de lo pensado: poco se comprendió del mensaje detrás del mundo de unidad y amor, pero bastantes ganancias les brindó. Con aparentes sentimientos encontrados, Stipe llegó a declarar que sentía atracción muy limitada hacia la canción: “No es que me avergüence de ella, nunca trato de decir algo malo acerca de las canciones que no me gustan, porque tal vez haya quienes las escuchen y esas canciones lleguen a significar todo para ellos. No quiero quitarles eso

Aunque les aportó bastante, ni Stipe ni el resto de la banda se apegó mucho a esta canción, al punto de no considerarla en su posterior álbum de grandes éxitos, In Time: The Best Of R.E.M. 1988-2003 y rehusarse a tocarla en vivo en la mayoría de sus siguientes presentaciones.