Cancionero Rock: “BYOB”- System Of A Down (2005)

Con sus tres primeras placas System Of A Down había dejado claro al mundo su postura subversiva y denunciante, desde muchos aspectos, no tan solo sobre el genocidio armenio que fue el leit motiv del nacimiento de la banda y su espíritu como tal debido a sus propios ancestros masacrados a manos de los turcos , algo por cierto muy acentuado en el debut homónimo, sino que también mostraban sus descontento como ciudadanos norteamericanos por lo que pasaba en pleno conflicto de la Guerra de Irak, etapa que vivieron en plenitud y que se concentró de forma histórica con el video de “Boom” del “Steal This Album” reuniendo-gentileza del director y documentalista tan anti imperialista como los propios System, Michael Moore-a gente de todas partes del mundo protestando por ello.

Continuar leyendo “Cancionero Rock: “BYOB”- System Of A Down (2005)”

Cancionero Rock: “Sourgirl”- Stone Temple Pilots (2000)

El álbum de donde salió esta canción fue lanzado en un momento bastante turbulento para la banda: Scott Weiland había lanzado un álbum en solitario el año anterior, y sus compañeros de banda formaron una nueva banda llamada Talk Show. Weiland estaba en medio de una fuerte adicción, y poco antes de que se publicara el álbum, fue condenado a prisión por violar su libertad condicional (fue condenado por posesión de heroína el año anterior). Esto mató los planes para una gira e hizo imposible apoyar el álbum, que sufrió ventas como resultado, pero que dejó singles emblemáticos.

Continuar leyendo “Cancionero Rock: “Sourgirl”- Stone Temple Pilots (2000)”

Cancionero Rock: “Black”- Pearl Jam (1991)

Desde temprano Eddie Vedder se destacó por tener una lírica muy oscura y críptica. Ha costado con el paso de los años saber en qué realmente estaba pensando el vocalista y letrista de la inmensa banda de Seattle al componer las más grandes canciones para ella y ese es uno de sus grandes méritos. “Black”, a buenas y primeras, es una canción de desamor, de desilusión, pero hay detalles que la han elevado mucho más allá de todo eso.

Continuar leyendo “Cancionero Rock: “Black”- Pearl Jam (1991)”

Cancionero Rock: “Changes”- David Bowie (1971)

“Changes” es un título y canción tan definitorias de David Bowie que casi habla por sí sola. El tema sigue siendo un clásico indiscutido del fallecido ícono, porque su melodía es muy rica, pero también porque representa la esencia camaleónica que todos le conocimos. La vida de Bowie ha estado llena de cambios y direcciones musicales y eso fue justamente lo que lo separó de muchos otros rockstars legendarios. La constante búsqueda y el cambio de color siempre en favor del arte y que inmortalizaron su figura.

Esta es una canción reflexiva sobre desafiar al destino, a tus críticos y hacer lo que realmente quieres.  Bowie siempre defendió eso. También toca la inclinación por la reinvención artística de la cual puede ser el mejor ejemplo en la historia del rock.

Bowie escribió esto cuando estaba pasando por muchos cambios personales. La esposa de Bowie, Angela, estaba embarazada del primer hijo de la pareja, Duncan. Bowie pese a lo joven, estaba muy entusiasmado con su nuevo rol de padre y estaba muy emocionado de tener un hijo propio. Este optimismo brilla a través de “Changes”.

De acuerdo con Bowie, esto comenzó como una parodia de una canción de un club nocturno, “un poco desechable”, pero la gente la cantaba en los conciertos y se convirtió en una de sus canciones más populares y duraderas. No lo imaginaba, Bowie no tenía idea de que iba a ser tan exitosa, pero la canción de a poco fue tomando vuelo hasta que quedó clavada para abrir ese magistral “Hunky Dory” de 1971.

Solo ese par de cosas ya la clasificaba para inmortal, pero además contuvo esas voces tartamudeadas de Bowie notables (“Ch-Ch-Changes”) que venía a sumarse a algunos de los tartamudeos más famosos del rock. Llegó bien después de “My G-G-Generation” (The Who) pero fue anterior a “B-B-B-B-Bennie  & The Jets” (Elton John) .

Ch-ch-ch-ch-changes
Turn and face the strange
Ch-ch-changes
Don’t want to be a richer man
Ch-ch-ch-ch-changes
Turn and face the strange
Ch-ch-changes
There’s gonna have to be a different man
Time may change me
But I can’t trace time

Por cierto, Bowie influenciado por Elton John acababa de comenzar a usar el piano para escribir canciones, lo que le abrió nuevas posibilidades en términos de melodía y estructura. Este nuevo enfoque resultó en “Changes”, pero no se quedó solo en ello, Bowie también tocó el saxo en esta pista, y su guitarrista, Mick Ronson, hizo los arreglos de cuerdas. Rick Wakeman, quien luego se convertiría en el esencial miembro de la banda de rock progresivo, Yes, tocó las partes de piano al principio y al final.

Bowie le dio a Wakeman mucha libertad y le dijo que tocara la canción como si fuera una pieza para piano. El piano que tocaba Wakeman era el famoso Bechstein, el viejo de 100 años, posado ahí en los Trident Studios en Londres, donde se grabó el álbum; El mismo piano usado por Elton John, The Beatles y Genesis anteriormente.

Cancionero Rock: “Scar Tissue”- Red Hot Chili Peppers (1999)

En 2004, el cantante Anthony Kiedis lanzó su autobiografía, titulada Scar Tissue y no por nada fue titulada al igual que este grandioso tema de “Californication”, haciendo alusión a las complejas heridas de vida y todo el martirio que ha pasado por su cabeza por su pasado con las drogas.

En el libro, explicó algunas de las letras: por ejemplo la línea “Sarcastic Mr. Know-it-all” que es dirigida a Dave Navarro, a quien Anthony se refiere como “el Rey del sarcasmo” y todo es una respuesta a Navarro y al vacío que le dejó su partida, “Con los pájaros compartiré esta vista solitaria” dice, ya que se inspiró en los pájaros que Anthony vio mientras cantaba fuera de la casa de Flea, y también dice que la línea tiene que ver con cómo se sentía como un extraño, mirándose siempre en introspectiva y a la deriva , como un pajarito, con cargo de conciencia por ese pasado “debajo de los puentes” que también sacó hacia afuera de forma magistral con la inmensa “Under The Bridge” (1991)

El video muestra a la banda conduciendo a través de un desierto. Fue dirigido por el director francés Stephane Sednaoui, quien también dirigió los videos de “Around the World” y la fundamental “Give It Away”. En el video, todos los miembros de la banda están golpeados y magullados y el cuello de la guitarra de John Frusciante está roto. Además, se ve a John conduciendo; La ironía de todo es que sus heridas han herido al resto y que solo él es quien no puede conducir.

Son duda es un tema triste, y que por cierto está además dedicada al martirio de la artista mexicana Frida Kahlo, pero la grandeza de los Chili Peppers siempre ha residido en convertir todo eso a canciones inolvidables, y vaya como se transmite todo en ese solo de Frusciante, quizá uno de los mejores del guitarrista y de la historia del rock:

Por Patricio Avendaño R.

Cancionero Rock: “Bro Hymn”- Pennywise (1991)

En 1991 Pennywise lanzó su disco debut, el último track de ese álbum homónimo es un corte de 3 minutos escrito por el bajista Jason Thirsk titulado “Bro Hymn”. Es una emotiva canción acerca de la hermandad: enérgica, melódica y con una línea rítmica muy pegajosa – producto clásico del punk rock californiano de los 90s- con una dedicatoria a Tim Colvin, Carlos Canton y Tom Nichols, tres amigos de Thirsk trágicamente muertos en un accidente automovilístico.

Continuar leyendo “Cancionero Rock: “Bro Hymn”- Pennywise (1991)”

El día que los Ramones rocanrolearon con Spiderman

Pocos superhéroes son tan reconocidos e icónicos como Spiderman, como así también pocas sagas de dibujos animados tienen un tema tan pegajoso y ganchero. Spiderman, el tema de la serie de 1967 fue compuesto por Paul Francis Webster y Robert “Bob” Harris y su canción se implantó como chip en la cabeza de muchos que crecieron en esa época, y luego en los ochenta y noventa , cuando la serie se siguió emitiendo debido a su éxito, por lo que se siguió perpetuando de generación tras generación. 

Continuar leyendo “El día que los Ramones rocanrolearon con Spiderman”

Cancionero Rock: “Off He Goes”- Pearl Jam (1996)

La admiración de Pearl Jam y Eddie Vedder por el gran Neil Young es de una larga data. Las apariciones juntos y guiños que se han dado históricamente así lo manifiestan, y la verdad es que hay muchos, tantos que llegaron a hacer una colaboración discográfica juntos en 1995 y un épico set en vivo de “Rockin in a Free World”, en los MTV Awards 1993.

Pero también uno de los más significativos fue en el álbum No Code de Pearl Jam de 1996, donde la canción “Off He Goes” y una de las grandes baladas acústicas de su carrera hace clara referencia a un hombre, a sus características físicas, sus gestos y forma de ser, en la cual queda patentada en forma de canción dicha colaboración con Neil Young en el álbum Mirror Ball, grabado un año antes, donde poéticamente Vedder le canta a su estilo único, la sabiduría musical de “Shakey” y el hábito de hacer lo que le plazca:

Conozco a un hombre … su cara parecía estirada y tensa …
Como si estuviera manejando una moto contra los vientos más fuertes.. Así que me acerco con tacto … sugiero que se relaje …
Pero siempre se está moviendo demasiado rápido …

Eddie Vedder habla de esta canción como la de un amigo, a alguien que le tiene respeto y admiración como siempre lo ha hecho a quien en vivo le ha dedicado siempre un espacio, transformando en uno de los mejores momentos de sus presentaciones aquel clímax de “Rockin in a Free World” que hemos vivido en carne propia en vivo por estos lados incluso.

Sobre aquella histórica colaboración Neil Young comentó a NME en una oportunidad sobre la magia que se dio en las sesiones de “Mirror Ball”: “La belleza del disco, para mí, lo que realmente le da profundidad, es quién toca y cuándo. Donde deciden tocar es tan grandioso y muestra mucha sabiduría pese a sus años. No había dirección. No se habló de una palabra para hacer con, ya sabes, ‘tocas aquí, tocas acá, hagamos esto, hagamos eso’. Nada, ni una sola palabra. Empezamos, yo tocaba un poco en la guitarra y les mostraba los cambios y luego lo tocábamos y lo cantábamos y, a la cuarta vez, ya había terminado”.