Conciertos que hicieron historia: el MTV Unplugged de Kiss, el show que reunió a los miembros originales (1995)

Conciertos que hicieron historia: el MTV Unplugged de Kiss, el show que reunió a los miembros originales (1995)

Dentro de la serie que dejaron los MTV Unplugged, no hay duda que Kiss tiene su nombre bien puesto entre los destacados, pese a que no estaban en su mayor peak de éxito en popularidad (aunque sí habían lanzado el ’92 un gran disco como el “Revenge” que los respaldó), como los casos de bandas que sí lo hicieron en la década en la serie de desenchufados de la estación televisiva de Nueva York, como Pearl Jam, Alice in Chains o incluso Los Tres por acá. Pero el desenchufado realizado en 1996, que se pensaba ser un formato que no le quedaba del todo bien a Kiss, resultó ser todo un éxito.

Y la clave de su éxito residió en que, para mayor atractivo para sus fans, los jefes Gene Simmons y Paul Stanley decidieron invitar a los originales Peter Criss y Ace Frehley para ciertos temas, ambos con quienes habían tenido bastantes diferencias en el pasado, pero que para sus fans era simplemente un sueño verlos juntos otra vez (aunque fuera sin enchufe en sus instrumentos).

Esta grabación de una sesión se nota claramente, pues la audiencia presente, una mezcla de aficionados de vieja escuela y nuevos admiradores, se unieron para disfrutar de un show inédito en la historia de la banda, dando una renovada sensación de frescura y emoción. “Plaster Caster”, y el notable acústico de “Goin’ Blind” nos mostraron que la banda se había preparado para el show. “Do You Love Me” emocionaba a los de vieja escuela y discos setenteros. “Domino” y su clave rock blues (poco vista en la banda) fue muy bien trabajada. El público realmente se veía entusiasmado y hacia el final iría creciendo la vibra. La encantadora y soul power “Sure Know Something” no podía faltar en una de sus mejores baladas. “Ahora se pone hard”, dijo Stanley, quien interactuaba bastante con los asistentes. “Hard Luck Woman” y “Beth” (ésta última con el “gato” Criss sin maquillaje en voz) son las canciones más emocionantes de las baladas de Kiss y estaban hechas a molde para la ocasión. El show también trajo sorpresas como ‘2000 Man’ (cover de The Rolling Stones).

Finalmente, un show de Kiss no estaría completo sin la última canción de la fiesta, “Rock ‘N’ Roll All Nite”, una canción que sin guitarras eléctricas sonó increíble. No mucho después de lanzado el disco esta versión se transformó en un nuevo éxito radial y hubo una especie de revival Kissero en todo el mundo, pues la banda empezó a conseguir más adeptos que no sintonizaban mucho con su música gracias a estas versiones, sobretodo los de la generación de los noventa.

Se fueron vitoreados hasta el cansancio y los buenos dividendos de esta actuación dejaron tan conformes a los jefes que de ahí se vino la reunión que finalmente giró por todo el mundo, teniendo incluso esa mítica pasada por Chile junto a Pantera el ’97.

Por Patricio Avendaño R.