Conciertos que hicieron historia: Kansas en Viña (2006)

Conciertos que hicieron historia: Kansas en Viña (2006)

Era la época del Festival de Viña comandado por Canal 13, y para esa ocasión el número anglo iba a ser Journey. Estaban negociados, anunciados y con todas las entradas vendidas. Pero apenas cuatro días antes cancelaron, debido a “graves problemas de salud” de Steve Augeri —el vocalista de por aquel entonces. Kansas terminó siendo llamado de emergencia en esa oportunidad, como reemplazo de último minuto; un debutante por otro dentro del país.

Pero llegaron siendo una incógnita para el grueso del público, antecedidos casi sólo por la mega balada Dust in the Wind. Abrieron la cuarta noche, fijada para el 25 de febrero, en lo que fue un desplante de virtuoso rock progresivo; cuyo inicio quedó a cargo del tema Belexes. Bordeando los sesenta minutos bajo los reflectores, se le dio vida a lo mejor del repertorio fechado entre 1974-77; por supuesto el más brillante a su haber. A diferencia de los siguientes retornos a Chile, en 2009 y 2014, aquí se contó con dos ejes centrales: el vocalista Steve Walsh y el violinista Robby Steinhardt —para ese punto con un gran parecido a Hagrid, personaje de Harry Potter.

Tras la primera mitad del set, algo fría, de a poco fue tomando mejor rumbo; acercándose a la audiencia con sonidos radiales como Point of Know Return, la ya nombrada Dust in the Wind, y el final de alta factura con Carry on Wayward Son. Sólo interrumpidos, por los animadores Sergio Lagos y Myriam Hernández, para entregarles la extinta antorcha de plata; lo de Kansas, pese a haberse tratado de una casualidad que llegasen al escenario de la Quinta Vergara, estuvo a la altura de la situación.

Fue un pulcro cierre al periodo dirigido exclusivamente por las antenas televisivas de la otrora señal católica; que con anterioridad llevó al certamen viñamarino el inmenso show de Toto (2004), seguido por el de Duran Duran (2000) —en contraparte a las débiles presentaciones de INXS (2003) y The Orchestra (2005), refritos que no contaban con sus respectivas figuras centrales: Michael Hutchence y Jeff Lynne.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *