No te metas con mi disco: la rivalidad de Red Hot Chili Peppers y Mr. Bungle

Uno de los mayores discos de los años 90, como es el Californication de Red Hot Chili Peppers fue lanzado un 8 de junio de 1999, llegando a posicionar varios hits en los primeros lugares de los rankings mundiales como “Scar Tissue”, “Around The World” o la canción que le da nombre al disco. El larga duración de los californianos ha sido considerado como una de las mejores piezas de su carrera y además coincide con la vuelta de John Frusciante a los Peppers, quien había estado alejado de la banda por un par de años, siendo reemplazado por el guitarrista Dave Navarro de Jane’s Adiction. Sin lugar a duda, la séptima placa de los RHCP ha quedado en el inconsciente musical de los melómanos, de la crítica y el público.

No obstante, hay una agrupación que no estuvo para nada contenta con el lanzamiento de este LP: Mr Bungle. Los originarios de Eureka venían trabajando hace un largo tiempo en la placa que sería el sucesor del Disco Volante y que titularon simplemente California. Mike Patton junto a Trey Spruance y compañía alistaban el lanzamiento de este disco para junio de 1999, casi idéntica fecha que el superventas de los creadores de “Road Trippin” y que provocó que el sello de ambos grupos tuviese que decidir por cuál inclinarse, pues las dos placas llevaban nombres muy parecidos (obvio) y que, se consideraba, sería una mala estrategia de marketing, además de un serio peligro para los Red Hot publicarlos al mismo tiempo, por lo que Warner Music y Anthony Kiedis presionaron para que Californication fuese el que saliera a la luz finalmente en desmedro del trabajo de los liderados por el vocalista de Faith No More.

Esto no cayó bien a Patton y sus secuaces, pero Kiedis no quería por ningún motivo que le arruinaran una de sus obras maestras y es por ello que pidió que los Peppers solo tocarían en festivales donde Mr. Bungle no estuviese y es así como se comenzaron a cancelar varias fechas para los autores de “Sweet Charity” en Europa y Estados Unidos. Sin embargo, la disputa que tuvieron por sus respectivas odas a California tenía una larga data, pues su historia comienza desde principios de los 90, incluso un poco antes, cuando ambos vocalistas estuvieron en boga o a la moda por tener cierto parecido tanto en la forma de cantar, como en sus atuendos y looks, según la apreciación del mismo vocalista de RHCP: “Chad Smith me dice que lo va a secuestrar, le afeitará el pelo y le cortará un pie para forzarlo a encontrar su propio estilo”, expresó Kiedis a una revista respecto del estilo de Patton en el video de “Epic” de FNM. No obstante, años después subió el tono de sus palabras y atacó derechamente a Mike: “de lo que Patton no tiene idea es que yo soy Anthony Kiedis y soy el tipo más rudo. Estoy en la mejor banda, y es genial, pero todos estos idiotas, uno de los cuales es ese imbécil de Mike Patton, todos, quieren ser como yo. Así que voy a atraparlo, y lo voy a agarrar bien”.

El frontman de Mr Bungle fue inteligente y sutil para responderle a Kiedis, mencionando que “no estamos amenazados el uno por el otro, porque nuestra música es realmente muy diferente. Las similitudes están ahí de una manera superficial, pero en realidad hay un gran abismo entre nosotros. Estamos en diferentes lados del espectro, estamos en el lado del rock, y ellos están un poco más en el lado tradicional del funk”.

La venganza es un plato que se sirve frío

Declaraciones iban y venían bilateralmente, hasta que en 1999, hastiados por la censura que le implantaba RHCP a los Bungle, llegó la venganza. Halloween de 1999, fue la fecha elegida en Michigan y Patton junto a los suyos comienza a realizar una performance burlesca de los Red Hot pero bastante ofensiva, donde se ve a un fantasma con una guitarra haciendo alusión al fallecido fundador de los Peppers, Hillel Slovak y los otros integrantes de Mr Bungle imitando a cada miembro de sus archirrivales.

En el registro se puede escuchar “Around The World” y “Give It Away” cantado con una cierta displicencia por Patton, pero con muy buena técnica por parte de los otros instrumentistas sin dejar pasar, eso sí, el momento para atacar a sus enemigos por sus problemas con las drogas, como lo que hizo Trevor Dunn en la presentación, donde hace gestos de inyectarse algo en el brazo, en clara alusión a los episodios de consumo de heroína por parte de los oriundos de Los Ángeles. Incluso, Dunn años después atacó a Flea en su página web, pero no por las drogas sino por su estilo de tocar el bajo y diciéndole que los Peppers fueron levemente interesantes a finales de los 80, pero que en los 90 no significaban nada.

La pelea entre Red Hot Chili Peppers y Mr Bungle dio mucho material en aquellos años 90. En los 2000 bajaron las revoluciones y se limitaron tanto Mike Patton como Anthony Kiedis a referirse públicamente a sus disputas. Ambas bandas tuvieron sus momentos de auge, aunque a Patton le tocó lidiar con dos de sus agrupaciones, tanto con Faith No More a finales de los 80 y principios de los 90, como en el epílogo del siglo XX con el proyecto de su niñez Mr Bungle. Kiedis, por su parte, nunca le perdonó a Patton que “supuestamente” lo imitara en look y sonido haciendo, siempre, personal su pelea con las otras bandas del amigo del escritor chileno Alberto Fuguet.

Comentarios

Loading Facebook Comments ...