Placebo y su regreso a Chile: Una vez más, con sentimiento

Placebo y su regreso a Chile: Una vez más, con sentimiento

Placebo-en-lima-3-1024x768

Si hay algo que rescatar de la parada de Placebo hoy en día en el mundo son sus conciertos en vivo. Casi sin darnos cuenta-y pese a que sus últimas aventuras discográficas no han estado al nivel deseado- la banda de una u otra forma se las ha arreglado para brindar shows de primera categoría, convirtiéndose en una de las mejores en este ámbito a nivel mundial incluso, como si no hubiera pasado casi nada desde ese grandioso show que brindaron en Francia el año 2003, un show que vino respaldado del lanzamiento de uno de sus más grandes trabajos, por cierto: el “Sleeping with Ghosts”, un disco que parecía ver a una banda que iría en notable crecimiento para los inicios de la década pasada y que la encumbraría dentro de lo más grande del rock británico “haciendo rock británico” precisamente.

Pero la mejora vino especialmente en sus performances, recordar otro de sus hitos fue un show en Wembley un poco más tarde, donde incluso el gran Robert Smith de The Cure compartió escena con ellos, (en esa ocasión tocaron junto a él el clásico ‘Boys Don’t Cry’), en uno de los grandes momentos para la banda inclusive; también, es sabido que su versión en vivo de “Where is my Mind?” de los Pixies es una de las más coreadas de la noche cada jornada que la interpretan, o una curiosa versión de “All Apologies” de Nirvana que siempre saca aplausos. Éstos últimos años tuvimos la suerte de ver el “We Come in Pieces”, un nuevo DVD que compartía repertorio viejo y nuevo, pero que también reconfirmaba lo grande que logran ser ante su público.

Placebo siempre ha tenido que lidiar con los sectores más homofóbicos de la fanaticada del rock británico en general, y hablamos de no sólo en Inglaterra, sino de los millones de fans de este estilo en el mundo; pero la banda ha tenido para defender postura y marcar una diferencia: a inicios de los 2000’s el estilo de la banda de Brian Molko parecía único y a la vez no, poseía toda esa fuerza del punk de los Sex Pistols cuando quería hacerlo, pero a la vez gozaba de la fragilidad conquistadora de The Smiths, evolucionando de letras muy inocentonas de sus primeros años a ya hablar tajantemente de la bisexualidad, del abuso de las drogas, la decadencia del ser humano y la sensibilidad de éste mismo conjuntamente con experimentaciones electrónicas y new wave en su música. Si hay que tildar a una banda de ambigüedad, esa es justamente Placebo, pero una banda que tiene un talento prácticamente innato para volarte la cabeza en sus shows en vivo cuando así se le viene en antojo. Sin duda, lo del jueves, será otro acto imperdible, como lo dice su canción, una vez más, con sentimiento, pero con ruido, actitud y mucha adrenalina además.

Por Patricio Avendaño R.

Del “We Come in Pieces”entonces, una de sus grandes: ‘The Bitter End”, recuerda que este jueves Placebo nos visita nuevamente, acá toda la info de su show.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *