Cancionero Rock: “Cannonball”- The Breeders (1993)

Pese a que superficialmente tuvo síntomas claros de “one hit wonder”, esta canción terminó trascendiendo la década de los noventa y sigue siendo deliciosamente excitante volver a escucharla una y otra vez. Los 90′ estuvieron empapados de buena música, de grandes exponentes de rock alternativo por todas partes acaparando sintonías, pero cuando salió este single había algo distinto, una mezcla de noise y ese angelical aura de Pixies. Un tema que sonaba radial por sus melodías pero que a la vez te podía volar la cabeza. Fue su estructura, la hipnosis orientaloide de su bajo y esas filosas guitarras arremetiendo entre medio de las dulces voces de Kim y Kelley que la hicieron una de las mejores canciones de la década, posándose, por cierto, en diversas listas (la extinta Melody Maker la eligió canción del año ese ’93) y los recuentos inclinados al indie rock de lo mejor de la década siempre la tuvieron en lugares de avanzada, sin mencionar lo avalada que ha sido por soundtracks y apariciones en series.

Fue parte de este proyecto que armaron las gemelas Deal (si, porque nacieron juntas, siendo Kelley por unos segundos “mayor”) y durante mucho tiempo antes de ser conocidas a principios de los ochenta bajo ese nombre, The Breeders, como banda de ensayos (Kim tocó el bajo en los Pixies; pero acá se cambió a la guitarra ) hasta que probaron con un primer EP llamado POD el ’92  y luego con  su disco más “definitivo” y tras la  separación de Pixies,  que fue Last Splash,  con que dieron el golpe definitivo claramente gracias a este singlelogrando vender más de dos millones de copias y de premio ganarse una gira con Nirvana, nada menos.

La canción se tituló originalmente “Grunggae”, una combinación de “grunge” y “reggae”, en algo medio extraño que salió de la cabeza de  Kim Deal pensando que el riff acentuado se parecía al estilo reggae.

La revista Mojo de mayo de 2013 le preguntó a Kim Deal si tenía la sensación de que esta canción sería un éxito. Ella respondió: ¿Grabamos una canción que se inició conmigo diciendo: ‘Check 1-2’, y luego un montón de feedbacks vocales del micrófono de armónica de mi hermano, y pensamos: ‘Esto está destinado a la radio?’ Ese era el tipo de cosas que no te hacían tocar en la radio en ese momento. Pensamos que nadie lo tocaría”.

Y si fue bien tocada, bastante. El video, por cierto contó con colaboraciones de lujo, entre ellos la gran  Kim Gordon de Sonic Youth en la dirección en común equipo junto al genio del videoclip Spike Jonze.

Por Patricio Avendaño R.

Comentarios

Loading Facebook Comments ...