Life in 12 Bars: El conmovedor documental de Eric Clapton

Life in 12 Bars: El conmovedor documental de Eric Clapton

Tal como fue presentado anoche por Marisol García, directora de comunicaciones de In-Edit y Hernán Rojas, destacado periodista de Radio Futuro, en la función de estreno sudamericano de este reciente documental, recalcaron que In-Edit nos trae año a año una diversa selección de films musicales, pero que se encarga casi por obligación de deleitarnos también con nuestros “Héroes del Olimpo del rock” y tal como lo fue hace un par de años el desgarrador documental de Janis Joplin, es ahora “Life in 12 Bars” de Eric Clapton un relato que se torna tan entretenido como conmovedor. El documental, para nada mezquino (más de dos horas de duración), nos enseña en la primera etapa el paso a paso del maestro que llevó la guitarra y el blues a otro nivel, pero se detiene y profundiza en los devastadores tropiezos emocionales con que tuvo que lidiar “Mano Lenta” y dicho sea de paso, nos ha dejado con la piel de gallina y el corazón apretado por todos esos fuertes relatos de los protagonistas cuando se trata de abordar sus duros momentos, todo solventado con reveladoras imágenes de archivo de éstos mismos.

Aparte de apreciar sus grandes pasos, importantísimos para el desarrollo del rock propiamente tal, por cierto, el documental entra en terrenos decidores como de su relación con Patty Boyd y ese “robo del siglo” de chica a su amigo George Harrison (una relación que pasó de lo secreta y aventurera a lo tortuosa), el doloroso rechazo de su madre después de un esperanzador reencuentro, la constante búsqueda de la felicidad y un antecedente claro de una personalidad que se tornó muy errática después del suceso inmenso que le significó su paso por los Yardbirds y Cream.

Si no escarbabas en los libros nunca te diste cuenta lo mal que cayó Clapton en el alcohol y las drogas, tras el período que se presenta como un ‘rechazo recurrente’ en su vida, pues se muestra claramente y de boca de él mismo que su “amor” por el alcohol lo estaba destrozando (imágenes reveladoras de él completamente borracho, metiéndose coca con las narices sangrando y lanzando odio a ‘los negros’ traicionando toda la música que él abrazó y amó, nos sentencian una situación que parecía no tener fin y que lo estaba dejando muy mal parado). Clapton, la verdad, y a esa velocidad que llevaba el tren sin rumbo, pudo haber sucumbido mucho antes. Lo bueno es que no fue así y que tenía cosas importantes por venir.

Al final la cosa no se nos pone más fácil, el nacimiento de su hijo y el renacer de espíritu, asunto que duró bastante poco debido a la inmensamente horrible muerte de Connor a los 5 años al caer de un rascacielos. Cómo lo afrontó Clapton y cómo luchó contra sus propios demonios, dándole la vuelta de tuerca a la vida “en honor a mi hijo” es lo más sabio que músico alguno pudo hacer y eso lo resuelve muy bien un documental que se centra en este período, el de su nacimiento hasta la década de los noventa. Lo que nos muestra de Clapton es una historia de dolor, de lucha y victoria ante la adversidad, y nos deja varias lecciones humanas, aparte de deleitarnos con sendos momentos en vivo de quien es para muchos uno de los mejores guitarristas de la historia.

Por Patricio Avendaño R.

El documental tendrá nueva función el domingo 22 en el Teatro Nescafé de las Artes a las 12:00 hrs.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *