Turnstile – “Glow On” (2021)

Turnstile – “Glow On” (2021)

Roadrunner Records, 2021

Turnstile acaba de publicar su nuevo álbum, Glow On, tercer disco en su carrera (sin contar sus cinco EPs) y el más imponente hasta ahora. No solo hablamos de maduración musical, sino que también de maduración profesional en todas sus aristas; dedicación, trabajo de producción y una increíble suma de esfuerzos que hicieron posible esta obra musical.

Un álbum conceptual interesante, donde se explora en clave hardcore la conexión humana en diferentes escalas. La amistad, cooperación entre pares, intimidades, y la toma de conciencia individual para seguir adelante y dar lo mejor de uno cada día. Turnstile nos da canciones potentes en lo musical y en lo lírico. Y no solo eso, ya que en el aspecto estrictamente musical también son capaces de seguir desarrollando ideas experimentales ya presentes en su disco anterior de 2018, Time & Space, donde el sampleo de voces, efectos de sonido mediante sintetizadores, melodías o cajas de ritmo son figuras musicales arriesgadas que le dan mucha personalidad a la propuesta de la banda.

Lo anterior lo escuchamos en uno de los singles más característicos del álbum, “Holiday”, donde un punzante sintetizador nos dan la bienvenida en esta canción, para retomar protagonismo hacia el final de la misma. Todo mientras pesadas cuerdas y percusiones nos obligan a cabecear.

Turnstile vuelve a experimentar sin prejuicios con obras contenidas y emocionales tales como “No Surprise” y “Alien Love Call”, ampliando y proponiendo algo diferente al sucio, rápido y agitado hardcore. Canciones que se amalgaman de manera correcta ante obras estridentes como “T.L.C. (Turnstile Love Connection)” o “Humanoid / Shake It Up”.

Y es que el hardcore puro y duro sigue allí; con la mayoría de las canciones de este álbum con una duración de dos minutos o máximo tres minutos. Mensajes directos y agresivos, pero que en esta ocasión son ampliamente conjugados con una serie de arreglos musicales que no son la regla en un género como el hardcore. Guardando las proporciones de contexto y estilos, lo que está logrando Turnstile es algo parecido a lo que Bad Brains hizo hace años con sus canciones reggae. Canciones que convivieron con el hardcore más árido y atractivo que el mundo ha tenido la oportunidad de apreciar.

Un ejemplo de aquello también es la presencia de “Wild Wrld” con sampleos en las percusiones gracias a un cencerro en la introducción y medianía de la canción. O también la sorpresiva y armónica presencia de un piano en “Don’t Play” y “Fly Again”

Y así se podrían nombrar varios ejemplos más de arreglos musicales que potencian y le dan un carácter único a la propuesta de este quinteto oriundo de Baltimore, EE.UU.

Si bien es cierto que el aspecto musical es lo que nos compete aquí, no podemos obviar el trabajo audiovisual de la banda, puesto que a fines de junio publicaron un cortometraje de once minutos y medio bautizado como “Turnstile Love Connection” donde consecutivamente se presentan los singles principales del álbum en una producción de calidad cinematográfica con una inspiradora y atrapante fotografía, trabajo de luces y juegos de cámara que denotan el profesionalismo y crecimiento que han tenido como banda. Un trabajo no tan común en la música, pero que ha tenido una recepción innegablemente positiva.

Glow On se anota como uno de los álbumes más interesantes y potentes en lo que va del año. Diversos comentarios de fanáticos en redes sociales ya lo postulan como álbum del año. Por ahora, lo que sí podemos asegurar es que el hardcore nunca se experimentó de una manera tan ecléctica y diversa como lo hecho por Turnstile. Banda que ha encontrado su propia personalidad y sonido, ampliando los límites de lo que convencionalmente conocemos como hardcore. Será cuestión de tiempo y de la constancia que tengan como banda lo que podrá dilucidar la dirección en la que irán. Por lo pronto, nos han dejado un álbum ejemplar que demuestra como las etiquetas musicales solo son una referencia y que la música como tal fluye en la medida en que sus intérpretes lo hagan.